Ludoteka.comLudoteka.com

Español
Euskaraz
English
Français

2611 jugadores conectados

PochaPocha


Descripción

Objetivo del juego

Desarrollo del juego

Comienzo de la partida y de cada una de las manos

Adivinar el nº de bazas

Jugar las cartas

Recoger las bazas

Puntuación por las bazas

Final de la partida

Jugar en Ludoteka

Recursos relacionados

Pocha: Imagen del juego

Descripción

Se trata de un juego de baraja española de 40 cartas.

En la Pocha se enfrenta un número variable de jugadores dispuestos en torno a la mesa de juego. Para un desarrollo óptimo de la partida el número recomendado de jugadores es de 4 ó 5.

La versión que aquí se ofrece permite la opción de jugar entre 3, 4, 5, 6 u 8 jugadores.

Es un juego de duración generalmente larga, ya que se juega a un número bastante elevado de manos, si bien este hecho del número de manos que se juega es una de las características determinantes de las múltiples variantes que existen de la pocha. Se trata de un juego muy extendido en diferentes países de habla hispana, y ello contribuye a que el número de variantes sea muy alto. Indicaremos aquí las reglas de la variante que ofrecemos para jugar.

Objetivo del juego

La pocha se juega a un número determinado de manos (repartos de cartas) que previamente se habrá fijado por los jugadores. El jugador que, concluidas esas manos, tenga una puntuación más elevada, obtenida en base a los criterios que se describirán, será quien venza la partida.

Lo habitual es que se juegue a un número de manos tal que en la primera se reparta una carta a cada jugador y se vaya incrementando el número de cartas a razón de una más por mano, hasta llegar a repartir todas las cartas del mazo entre los jugadores. Llegados a este punto, se juegan tantas manos en las que se reparten todas las cartas de la baraja como jugadores haya, y de nuevo el número de cartas por jugador y mano vuelve a decrecer hasta volver a repatir una por jugador.

Existen múltiples variantes en función de la duración que se pretenda dar a la partida. En la versión del juego de Ludoteka.com se ofrecen, además de la versión explicada, una más corta en la que la partida termina en la mano en la que se reparten todas las cartas, y una tercera en la que sólo se disputan las manos en las que se reparten todas las cartas.

El número de cartas empleado varía según el número de participantes, de modo que todos reciben el mismo número de cartas al repartir toda la baraja. Por defecto se juega con la baraja de 40 cartas; si son 3 ó 6 jugadores, no se emplean los doses.

Desarrollo del juego

Comienzo de la partida y de cada una de las manos

Se echa a suertes para saber quién es el que reparte por primera vez y quién es mano (el que se sitúe a la derecha del que reparte).

En cada mano el que reparte dará a cortar la baraja al jugador situado a su izquierda, y seguidamente repartirá las cartas a cada jugador una a una y de izquierda a derecha. Cuando haya terminado de repartir las cartas que correspondan a cada jugador en esa mano concreta, levantará la siguiente dejándola visible sobre el mazo durante toda la mano: esa carta será la que pinte, la que marque el triunfo en esa mano.

En las manos en las que se repartan todas las cartas del mazo, el que reparte enseñará la última de las suyas antes de guardársela para sí, y esa carta designará el palo que sea triunfo.

En las manos sucesivas el hecho de ir de mano irá pasando de izquierda a derecha de un jugador a otro.

Adivinar el nº de bazas

Cada una de las manos consta de tantas bazas como cartas tenga cada jugador. En definitiva, una baza es el conjunto de cartas (una de cada jugador) que lanzan sobre el tapete los jugadores en su turno respectivo. Cada vez que se completa una baza habrá un jugador que la gana, que se la lleva.

Previamente a jugar las cartas, en cada una de las manos, cada jugador deberá indicar cuantas bazas cree que va a llevarse en esa mano concreta, empezando por el jugador que va de mano.

Una particularidad importante respecto a este momento de la mano es que el último en anunciar el número de bazas que cree que se llevará (el que reparte) nunca podrá decir que se llevará un número de bazas tal que sumado a los números anunciados por sus rivales sumen el número de bazas totales de esa mano. Esto provoca que nunca todos los jugadores puedan acertar en sus previsiones: por lo menos uno se equivocará. Esta regla no se aplica en las manos en las que se reparte una sola carta a cada jugador.

Esta previsión de las bazas que cada cual se llevará es la base del juego ya que, como se verá, el objetivo no es tanto llevarse bazas como acertar en estas previsiones.

Jugar las cartas

En cada mano, después de que todos los jugadores hayan anunciado su previsión, el que va de mano echará al centro del tapete una de sus cartas (la que él quiera) y los demás deberán echar una más en el mismo orden en que anunciaron su previsión (de izquierda a derecha), y respetando las reglas siguientes:

  • Si el jugador al que le toca echar carta tuviera una del palo con que el mano inició la baza, deberá echarla superando el valor de las que ya hubiera sobre el tapete, de las de ese palo.
  • Si no tuviera carta del palo de inicio para superar el valor de las que allí hubiera, pero sí tuviera de valor inferior deberá echarla igualmente.
  • Si no tuviera ninguna carta del palo de inicio, deberá echar un triunfo (una carta del palo que pinta) si este fuera de valor superior al de otro triunfo que hubiera echado un adversario. Si no tuviera un triunfo con el que superar la baza que ya estuviera sobre la mesa, entonces podrá echar la carta que quisiera (sea triunfo o no).
  • Si tuviera más de una carta del palo de inicio y la baza estuviera ganada en ese momento por un triunfo que hubiera tirado un tercero, el jugador podrá optar por la que quisiera (no estará ya obligado a aumentar el valor de las que hubiera del palo de inicio).
  • A los efectos de las reglas precedentes la jerarquía entre cartas de un mismo palo es la que sigue, de mayor a menor: As, tres, rey, caballo, sota, (en caso de jugar 6 u 8 jugadores, el nueve y el ocho), siete, seis, cinco, cuatro, dos.

Recoger las bazas

La baza se la llevará el jugador que hubiera echado la carta más alta del palo de triunfo, y si no hay triunfos sobre el tapete, la carta más alta del palo de salida.

En las bazas sucesivas, dentro de una misma mano, el jugador que se ha llevado la última baza es el que empezará lanzando la 1ª carta de la baza siguiente.

Puntuación por las bazas

Una vez que se han completado todas las bazas de una mano y los jugadores se han quedado sin cartas para jugar, se procederá al recuento de los puntos en función de los aciertos que cada jugador hubiera tenido en el número de bazas realmente llevadas respecto a las bazas previstas:

  • Cada jugador llevará 10 puntos si adivinó el número exacto de bazas que se iba a llevar.
  • Además, los jugadores que hubieran acertado en su previsión se llevarán 5 puntos por cada baza ganada en esa mano.
  • Los jugadores que no hubieran acertado el número de bazas que iban a llevarse se llevaran 5 puntos negativos por cada baza de diferencia (tanto por exceso como por defecto) entre lo previsto y lo realmente llevado.

Final de la partida

Este mecanismo dentro de cada mano se repite hasta completar el número fijado de manos, arrastrando el tanteo de una mano a la siguiente. Resultará vencedor el jugador que tuviera la puntuación más alta en el momento de finalizar el cómputo de la última mano. En caso de empate, se juegan nuevas manos con una sola carta hasta deshacerse dicho empate.

Jugar en Ludoteka

Jugar online con otros jugadores

Jugar en solitario: pocha

Recursos relacionados

Acanomas: Pocha

Volver

Copyright © 2001-2017 Ludoteka.com  Jokosare S.L.  Todos los derechos reservados - Aviso legal